Inicio » Aprende » Trucos y consejos » Ahorra datos móviles sin esfuerzo

Ahorra datos móviles sin esfuerzo

¿Qué es más importante en un smartphone que el acceso a Internet? En casa tenemos el Wifi, con el cual podemos disfrutar sin límites ni restricciones de la red, descargar lo que queramos y todo ello a la máxima velocidad. Pero el Wifi no nos acompaña en la calle, de ahí que sea igual de importante la conexión de datos móviles. Sin embargo, esta tiene un límite de consumo mensual, de forma que si lo superamos se nos reducirá la velocidad o nos cobrarán lo que consumamos por encima. Ante este dilema solo hay dos soluciones: o pagarle más a la operadora por una tarifa mejor o reducir el consumo que hace nuestro móvil con un par de sencillos trucos. Yo me he decantado por lo de segundo y ya no he vuelto a tener problemas al llegar a fin de mes con los datos.

Ahorro datos - twitterEl truco más importante, el que puede realmente marcar una diferencia, es desactivar las descargas automáticas de contenido en las aplicaciones. ¿Qué significa eso? Aplicaciones como WhatsApp descargan automáticamente las fotos que nos envían, e incluso si lo has configurado de esta manera los vídeos. Eso supone un consumo de datos importante, puesto que si estás en algún grupo muy activo o a algún amigo le da por mandarte unas cuantas fotos mientras estás en la calle tu tarifa lo puede notar. Esto hay que aplicarlo a todas las aplicaciones, especialmente a las redes sociales. En Twitter hay que desactivar la reproducción automática de vídeos o activarla solo para conexiones WiFi, mientras que en Instagram, en el apartado de configuración, se puede activar una función llamada “ahorro de datos”. En mi caso la red social que más datos me consumía antes era Snapchat, puesto que cada vez que entraba en la app, aunque fuese simplemente para enviar una foto, comenzaba a descargar las historias de mis amigos, incluidos vídeos, estuviese en casa o en la calle. Menos mal que escucharon las quejas de los usuarios e incorporaron a la app el llamado “modo viaje”. Si eres de los que tienes problemas con los datos y usas esta red social tienes que activarlo ya, porque entonces los “snaps” de la historia se dejarán de descargar automáticamente, eligiendo tú los que realmente quieras ver.

Ahorro datos - ChromeEl segundo consejo es activar el modo de ahorro de datos en el navegador web. Visitar páginas web suele consumir bastantes megabytes de Internet, especialmente si no están optimizadas para el smartphone o tienen muchos anuncios. Pero no hay que de preocuparse, porque Chrome, Opera y Firefox tanto para Android como para iOS ofrecen un modo de ahorro de datos que se encargará de comprimir las páginas webs que visitemos. De hecho en Chrome (no sé si en los otros dos que he mencionado también) se puede consultar en cuántos megabytes se ha reducido el consumo de datos con este modo, tal como podéis ver en la foto de la derecha.

Esencial asimismo no usar los llamados limpiadores de caché si no queremos pulir nuestra tarifa de datos. Si habéis leído más entradas de este blog sabréis que no soy muy amigo de este tipo de aplicaciones. En el caso que nos ocupa no hay mucho que explicar puesto que es bastante sencillo de entender: las aplicaciones guardan en el teléfono mucha información que descargan de Internet para no tener que volver a bajarla de nuevo. Si borramos la caché del dispositivo esta información se tendrá que volver a descargar, implicando un consumo de datos no deseado. No digo que de vez en cuando no le venga mal un limpiado de caché al teléfono, pero sí que no hay que abusar de ello.

Ahorro datos - ajustesNavegador, apps de mensajería, redes sociales… ¿Qué más queda por configurar? No hay mejor forma de averiguarlo que entrar en los ajustes del móvil y entrar en la sección del uso de datos. Usemos Android o iOS nos aparecerán las apps instaladas ordenadas en base al consumo de datos móviles que han hecho. Lo más probable es que aparezca algún juego, algo con lo que quizás no contábamos. Si esto sucede y ese juego es gratuito lo más probable es que ese consumo exagerado sea debido a la publicidad, que en los juegos suele consistir en anuncios en vídeo. ¿Solución? Activar el modo avión o desconectar la conexión de Internet móvil mientras echas las partidas.

Mi última solución, como propuesta extrema si todo lo anterior no fuese suficiente para algún usuario, sería recurrir a algún software de comprensión de datos, siendo el número uno Onavo. Su producto estrella es Onavo Extend, una app para Android y iPhone que se encarga de procesar todo el tráfico de nuestro dispositivo a través de la red móvil para comprimirlo y optimizarlo. Los resultados son interesantes, pero existe cierta controversia sobre la posible vulneración de la privacidad que puede suponer que una aplicación tenga acceso a todo el tráfico de datos de nuestro teléfono. Además puede afectar a la velocidad y estabilidad de la conexión, por lo que mi opinión personal es que solo os decantéis por esta opción si realmente la necesitáis y los consejos anteriores no han sido suficientes.

¡No te vayas sin dejar un comentario!