Inicio » Aprende » Seguridad » Haz copias de seguridad en Mac

Haz copias de seguridad en Mac

Todos tenemos en nuestros ordenadores miles de archivos, entre los cuales hay unos cuantos que seguramente sean muy importantes y no nos gustaría nada perderlos. Peor aún si el disco duro se estropea y perdemos todo su contenido, lo que significa tener que volver a instalar el sistema operativo y configurar todo. Por estos motivos es tan importante hacer copias de seguridad, ya que si algo falla tendremos a mano toda nuestra información y no lamentaremos ninguna pérdida. En esta entrada vamos a ver varios métodos para hacer copias de seguridad en ordenadores Mac.

La solución que Apple propone se llama Time Machine, y ya lleva muchos años implantada en OS X. Se trata de un programa que respalda los archivos del ordenador en un disco duro externo, esté conectado por cable o de forma inalámbrica. Su configuración es extremadamente sencilla y no requiere ningún tipo de intervención por nuestra parte. Una vez conectado el medio de almacenamiento externo, hay que ir a “Preferencias del Sistema” y ahí pulsar en “Time Machine”. Una vez dentro, moveremos el deslizador a “Sí” y elegiremos el disco duro en el que haremos las copias. La primera durará bastante tiempo, ya que tiene que respaldar todos los archivos, por lo que es recomendable dejar al ordenador trabajando por la noche. Sin embargo, a partir de ahí las copias se realizarán en segundo plano, sin estorbar, guardando tan solo los nuevos archivos o las modificaciones en estos. Esto funcionará así hasta que no quede espacio libre en el dispositivo de destino, borrando entonces las copias más antiguas.

Time Machine - ajustes

Para restaurarlas existen varias opciones, siendo una de ellas la de “viajar en el tiempo” en un archivo o carpeta en concreto, recuperando una versión más antigua, y la otra la de restaurar la copia de seguridad al completo, formateando antes el ordenador y reinstalando el sistema operativo. Si optamos por la primera opción, lo único que hay que hacer es abrir Time Machine con la carpeta del Finder o archivo abierto, de forma que nos mostrará todas las versiones guardadas. Si queremos hacer la restauración completa, habría que arrancar el Mac en modo de recuperación (cmd  + R) y seguir el asistente que nos guiará paso a paso en el proceso. Sin duda, una de las mejores formas de mantener a salvo nuestros datos.

El problema puede surgir si el medio de almacenamiento en el que guardamos las copias se dañase a la vez que nuestro ordenador (pongamos como ejemplo una inundación o un incendio). En ese caso perderíamos todos nuestros datos importantes. Por eso es conveniente mencionar una alternativa a Time Machine como es Carbonite, disponible también para Windows. Se trata de un servicio de copias de seguridad en la nube, que pagando una suscripción anual nos ofrece espacio ilimitado para respaldar nuestros ficheros. Si queremos antes ver su funcionamiento podemos probarlo gratuitamente y sin compromiso durante quince días, decidiendo después si nos abonamos o no. Una vez registrados y descargado el programa tendremos que elegir que carpetas queremos que sincronice y cuales no, lo que también dependerá del plan que hayamos elegido. Una vez lista la aplicación funcionará en segundo plano, haciendo primero una copia de seguridad grande y luego guardando solo los nuevos archivos y modificaciones.

Carbonite - planes

Mientras que en Windows sí hay la opción de hacer una copia del disco duro entera, en Mac nos tenemos que conformar con la sincronización de las carpetas de usuario, por lo que solo tenemos la opción de restaurar archivos perdidos, pero no el sistema entero, como sí se podía en Time Machine. Además, el hecho de que los backups se hagan a través de Internet ralentiza mucho el proceso, especialmente si perdemos una cantidad de ficheros importantes y tenemos prisa para recuperarlos.

Estas son las dos alternativas más interesantes a la hora de salvaguardar la información importante de nuestro Mac. Si bien es cierto que Time Machine es mucho mejor como herramienta, también hay que tener en cuenta que las copias en la nube son mucho más seguras, por lo que cada uno tendrá que valorar sus intereses y preocupaciones a la hora de decantarse por una u otra opción.

¡No te vayas sin dejar un comentario!