Inicio » Aprende » Hacks / Jailbreak » Root en Android

Root en Android

Hace aproximadamente un año publiqué una entrada sobre que era el Jailbreak en iOS. Tal como decía, el más popular es para los productos de Apple, pero también lo hay en Android. En este caso, recibe el nombre de “root”. Esto nos permite acceder totalmente al sistema de archivos de nuestro smartphone Android (en informática root o superusuario significa tener permiso para acceder por completo al sistema operativo). En un principio, eso no tiene ninguna ventaja que pueda merecer la pena, pero son muchas. Podremos utilizar algunas apps de Google Play que requieren tener nuestro móvil “rooteado”. No son muchas, pero podemos encontrar algunas muy buenas como estas:

  • LBE Privacy Guard: Quizá no sea tan popular como las siguientes, pero para mí es imprescindible. Permite controlar los permisos de las apps instaladas, tales como acceso a la ubicación, a los SMS, a Internet… de una forma muy sencilla. Además en la mayoría de permisos da la opción de que cada vez que una aplicación intente usarlo, aparezca una notificación desde la que puedes permitirlo o denegarlo. Descárgalo aquí
  • Root Uninstaller: Teóricamente solo se pueden desinstalar del sistema los programas que descargamos. Pues usando esta aplicación podemos desinstalar cualquiera que venga de fábrica instalada. Es ideal para borrar las que instala la operadora que nos da el móvil y que nunca usamos. Eso sí, ten cuidado de no desinstalar algunas que vienen con Android que son esenciales (como Teléfono). Descárgalo aquí
  • AdFree: Muchas de las aplicaciones de Google Play son gratis… a medias. Al instalarla no pagas dinero pero los desarrolladores obtienen dinero gracias a la publicidad, en muchos casos molesta, que incluyen en ella. Pues aquí entra en acción AdFree, ya que bloquea las conexiones del móvil a los servidores en los que están los anuncios que se muestran. De esta forma, no volverá a aparecer publicidad en las apps. Descárgalo aquí
  • ScreenShot: Permite hacer capturas de pantalla sacudiendo el terminal. Hay en algunos móviles que no hace falta ser root, pero en la mayoría sí. Descárgalo aquí
  • Set CPU: El procesador de tu smartphone, responsable de la fluidez, velocidad y gráficos, tiene una velocidad medida en megahercios. Pues se puede aumentar un poco (entre un 20% y 40%), obteniendo un rendimiento mucho mejor. Descárgalo aquí
  • Market Enabler: Hay ciertas aplicaciones que no podemos descargar desde Google Play porque están restringidas en algunos países. Pues usando Market Enabler podremos seleccionar cualquier país en los que funcione Play y acceder como si fuesemos de esa región. Desgraciadamente ha sido borrada de Google Play, pero se puede descargar de otros sitios
  • ROM Manager: La más conocida para Android con root. Permite instalar ROMs (modificaciones del sistema operativo) de forma muy sencilla. Ya hablaré con más detalle de esta magnífica aplicación en otra entrada. Descárgalo aquí
  • Move2SD Enabler: Hay algunas apps que se pueden mover a la tarjeta SD para librar espacio, pero otras teóricamente no, por decisión del desarrollador. Move2SD te permite mover todas las aplicaciones descargadas a la SD. 
Hacer root a tu terminal Android varía según el modelo y fabricante, así que os dejo un enlace en el que salen diferentes modelos y un tutorial de cómo hacer root: elandroidelibre.com/a-cada-terminal-le-llega-su-rooteo. Recuerda que al rootear tu móvil pierdes la garantía, tal como pasa en el jailbreak, y a diferencia de iOS, si restauras el terminal a valores de fábrica, el root no se elimina. Para quitarlo debes usar otros métodos que vienen en Internet y que son bastante sencillos.
Una vez rooteado vuestro móvil, aparecerá un icono que pone “Superusuario”. Desde ahí puedes controlar las apps que pueden acceder a permisos elevados. Como la versión que se suele instalar es un poco antigua, recomiendo bajarse del Google Play la nueva versión: Superuser – Google Play. Antes de empezar a trastear con las apps que puse arriba y las muchas más que podrás usar, se debe instalar BusyBox, un conjunto de herramientas necesario para el uso de la mayoría de programas root. Para ello, descarga esta aplicación: BusyBox – Google Play, que te permitirá instalar BusyBox de una forma muy sencilla. A partir de ahí ya podrás empezar a disfrutar de las ventajas de los permisos elevados en Android.
Para terminar, recordar que cuando una app intenta acceder a permisos de superusuario, aparecerá una notificación preguntando si se los permites o no. Solo acepta en caso de que sepas para que sirve la aplicación y como funciona. Recordad que NO ME HAGO RESPONSABLE de cualquier daño que pueda sufrir el dispositivo.

¡No te vayas sin dejar un comentario!